inicio logo tiendastextiles.com
 

 

manteleria economica
Recomendar Compartir
 

Manteles baratos

Los hay elegantes de telas muy ostentosas, artesanales, delicados, infantiles, confeccionados a mano, con flecos, y un sin fin de propuestas, como venimos entregando a lo largo de este capítulo, pero en esta oportunidad vamos a hablar de los manteles baratos.

Es decir de manteles que por poco dinero cubren las necesidades del momento, o de un tiempo determinado, por ejemplo los manteles de hule, que son colocados en muchas oportunidades en mesas para la merienda de niños, o para trabajos con ellos, por ejemplo en el jardín de infantes.

 

Para diferentes usos

Los manteles son usados en todo el mundo para proteger mesas, o para decorar, y vestir otras, lo cierto es que hay manteles de todo tipo, precio, y estilo, para la cocina, para el comedor diario, y para los salones de eventos o salones de una vivienda. Sucede que estos manteles baratos, se colocan para proteger, inclusive el mantel que está debajo de él. Son muy sencillos para limpiar, con un paño húmedo enseguida estarán impecables. Por eso es que son usados cuando deseamos proteger la mesa, o el mantel central. Hay muchas ocasiones que necesitamos manteles como por ejemplo si asistimos a un picnic, y no deseamos gastar mucho dinero, porque la situación no lo merece, así es que nos encaminamos en la búsqueda de los manteles de bajo valor económico, pero cuál de todos será el elegido.

En estos casos hay que pensar en qué ocasión lo usaremos, que pueden ser un picnic, un cumpleaños, una muestra de productos, o una decoración momentánea para una producción de fotos. También se puede hablar de manteles económicos que pueden lucir bien si somos verdaderas estrategas en la decoración, por eso siempre hay que comprar blancos o negros, colores neutros. Y decorarlos con un centro de mesa, que se luzca y no se note sobre el tema del precio. O le podemos agregar un camino bonito de color contrastante, por ejemplo si hemos de usar el negro un camino en verde manzana, o en azul quedará de lujo, o en el caso que hayamos adquirido un mantel barato de color blanco, un cubre o camino negro.

Es decir que se trata de disimular que el mantel no es de los más caros y que quede bien para la ocasión que sea. Los de plástico, se presentan en colores diferentes, con flores, a rayas, o una combinación entre ambos, y como son sencillos de limpiar y no dejan pasar los derrames que pudieran ocasionarse en un evento o en una mesa de trabajo. Otro de los manteles baratos, son los de nylon cristal que se colocan para protección únicamente, ya que dejan ver lo que hay debajo, que puede ser la mesa misma, o un mantel al que debemos cuidar. Estos al igual que los anteriores, son muy baratos, desde el punto de vista económico, ya que solo se trata de un nylon que se adquiere en un local de ventas de papeles o de plástico, al que llevaremos las medidas exactas para que los empleados los corten en base a ellas.

Otros modelos

También y como el mercado de la actualidad siempre tiene elementos nuevos para ofrecer, existen los manteles descartables que se usan una vez y se tiran, son muy lindos y no requieren cuidados especiales, ya que pueden servirnos para un cumpleaños para niños por ejemplo, o para un momento en el que deseamos mostrar algún producto determinado sobre una mesa y no lo usaremos más. Aunque si no se ha derramado ningún líquido y es poco el tiempo de uso, se podría pensar en otra oportunidad para el uso. Si lo que estamos buscando es un mantel que lo usaremos muy poco, para una o dos veces a lo sumo, no será necesario adquirir manteles de alto valor, pero todo depende de lo que necesitemos en ese momento, por ejemplo una vendedora de un producto de cosmética, que hace una muestra de cómo maquillarse, no necesita llevar al lugar en el que tendrá lugar a demostración, un mantel de lino traído de un país exótico, sino un mantel para apoyar los elementos que necesita para trabajar con sus productos, que pueden derramarse y ensuciar la mesa, así surge la necesidad de adquirir manteles baratos.

Los podemos adquirir, en muchos lugares, en las casas de cotillón los encontramos para niños y niñas, o para adultos para celebraciones específicas como por ejemplo Halloween, los que se presentan con decorados alusivos. En los locales de ventas de vajilla descartable o papeleras, en los grandes supermercados, y en otros lugares como Internet, en la que tendremos la posibilidad de encargar unos cuantos a menos precios. Los negocios mayoristas tienen a la venta manteles baratos para vender en el mercado minorista. No significa que compremos manteles de baja calidad estética, sino se trata de comprar manteles que no cuesten mucho, para ser usados en pocas oportunidades o en puntuales eventos en los que los necesitamos.

email de contacto para informes